>Blog de Salud y Belleza

Cómo tratar la disfunción sexual en tus relaciones

Autor: Comentar
Comparte este artículo
 

¿Tienes problemas para mantener unas relaciones sexuales satisfactorias con tu pareja y no sabes cuál es la solución más efectiva al respecto?, tanto el hombre como la mujer pueden padecer disfunción sexual en algún momento de su vida, desde nuestro blog de Salud os contamos las posibles causas, tipos y tratamientos para ambos colectivos, ¿queréis conocerlos?, entonces seguid leyendo.

Cómo tratar la disfunción sexual en tus relaciones

Los problemas psicológicos, la ansiedad, la depresión, el miedo, indiferencia en la pareja o falta de interés son algunas de las causas principales que podrían explicar los problemas para gozar de unas relaciones placenteras al lado de nuestra pareja.

Disfunción sexual en la mujer 

A pesar de lo que podamos pensar al respecto, los hombres no constituyen el único colectivo que experimenta este tipo de dificultades, dado que muy diversos estudios nos hablan de que el porcentaje de población femenina es tanto o más que la masculina en este ámbito.

Disfunción sexual en la mujer

Cómo afecta la disfunción sexual en las mujeres 

Por un lado, hemos de recordar los porcentajes que aportó la Asociación para la Investigación de las Disfunciones Sexuales en Atención Primaria, confirmando que el 50% de las mujeres tiene grandes dificultades para llegar al orgasmo, el 25 % nunca lo consigue, viviendo al lado de su pareja sin llegar a conocer el placer que una relación de estas características le podría proporcionar, y un 30% de las mujeres afirma no interesarse por este tipo de experiencias.

No olvidemos que todos estos problemas se incrementan sobremanera entre los 45 y los 54 años de edad, situándose en un 25% la cantidad de mujeres que se muestran insatisfechas con su vida sexual, frente al aplastante 40, 8% en las mayores de 55 años.

Disfunción sexual

Tipos de la disfunción sexual en la mujer

En el caso concreto de la mujer, probablemente, la falta de deseo es uno de los principales tipos de disfunción femenina. Sus causas no solamente son a nivel psicológico, también pueden deberse a enfermedades como la diabetes, desarreglos hormonales, intervenciones quirúrgicas, momentos puntuales como el embarazo, lactancia, o menopausia o, incluso, por estrés, cambios en los métodos anticonceptivos, o consumo excesivo de bebidas alcohólicas.

Otro tipos de disfunción sexual en la mujer guardan relación con los problemas de excitación durante la menopausia, coincidiendo con una disminución de los niveles de testosterona en la sangre, así como el dolor durante el coito, también conocido como dispareunia, generado por enfermedades inflamatorias de la pelvis, síndrome del intestino irritable, infección de trasmisión sexual, quistes en el ovario o, simplemente, por falta de lubricación.

En este último punto también podemos hablar del vaginismo, que normalmente suele diagnosticarse en edades tempranas. Hablamos de la contracción, al margen de nuestro propio deseo, de los músculos perineales que se hallan en torno al exterior de la vagina, impidiendo que pueda ser penetrada y comenzar las relaciones sexuales.

Disfunción sexual y tratamientos

Vida sexual complicada en la mujer

Los expertos consideran que la mujer presenta una vida sexual mucho más complicada a nivel psicológico y emocional que el hombre, por no hablar de que, aunque no sea consciente de ello, se deja influir de manera considerable por los mensajes sociales y culturales que la rodean.

En este sentido, se determina, siguiendo con este planteamiento, que las mujeres todavía muestran, en líneas generales, cierto temor a la hora de vivir su masturbación con naturalidad, a diferencia de los hombres, lo que termina por ocasionar un gran desconocimiento de su propio placer sexual. Mientras, la mujer ha recibido constantemente un mensaje negativo con respecto al disfrute de su sexualidad, no así en el caso del hombre.

Tratamientos para la disfunción sexual en la mujer

Los expertos estiman que los problemas relacionados con el sexo en el caso de la mujer se deben a elementos físicos y/o emocionales, por lo que será necesario tratar la condición médica específica que está influyendo en todas las complicaciones en las que se ven inmersas nuestras relaciones sexuales. Los problemas físicos a tratar están relacionados con los desequilibrios emocionales, flujo de sangre insuficiente o tensión muscular. En cuanto a los psicológicos, pueden tratarse con terapias que ayuden a resolver los problemas de comunicación con la pareja, los derivados del estrés o traumas sexuales.

Tratamientos para la disfunción sexual en la mujer

Disfunción sexual en el hombre 

Por otro lado, en lo que respecta al sector masculino, la impotencia o disfunción eréctil es un problema que afecta, según datos oficiales, al 19% de los hombres en nuestro país, de edades comprendidas entre los 25 y los 70 años, siendo un total de más de dos millones de varones los que presentan este problema. Con el paso del tiempo, tal disfunción va en aumento, afectando al 14% de los varones de entre los 40 a los 49 años, un 25% en el caso de los varones entre los 50 y 59 años, y ya un 49% en el caso de las edades comprendidas entre los 60 y los 69 años.

Las causas de la disfunción eréctil pueden ser de muy diversos tipos, como sucede en el caso antes analizado de la mujer. Has de recordar que el pene está conformando por una especie de dos columnas de tejido eréctil conocidos en su argot más técnico como cuerpos cavernosos, responsables de logra la erección, además de la uretra, un conducto por donde se terminará expulsando la orina.

Este tejido antes citado, durante el proceso de erección se colma de sangre, incrementando el tamaño del miembro viril y tornándolo más resistente. El problema surge cuando la sangre no entra de manera correcta en el espacio antes mencionado, provocando serias dificultades para alcanzar la erección.

Disfunción sexual en el hombre

Tipos y tratamientos para disfunción sexual en el hombre

Al igual que el caso de la mujer, en el del hombre también pueden darse problemas psicológicos, así como orgánicos. En este último caso, podemos hablar de un tipo de disfunción vascular, que hace alusión a la escasa llegada de sangre al pene como se comentó en líneas anteriores, y cuya causa puede estar relacionada con la diabetes, incremento del colesterol, tabaquismo, enfermedades cardiovasculares o hipertensión.

También, puede ser a nivel hormonal, cuando se produce un menor nivel de testosterona, por el uso de determinados medicamentos o, incluso, a nivel neurológico, en el momento en que encontramos problemas de transmisión de información que la médula espinal y el cerebro envían al pene.

nivel piscológico, en el caso del hombre, el temor a no estar a la altura y lograr la erección para unas relaciones satisfactorias, la ansiedad o los problemas con la pareja pueden encontrar su explicación. En estos casos, el mejor tratamiento es un asesoramiento psicológico y contar con los servicios de un profesional para reducir la tensión que se vive en la pareja.

Disfunción sexual masculina

En cuanto a los tratamientos existentes, podemos hablar de un método sustitutivo de testosterona en el caso de que la disfunción sea hormonal.

En caso de la ausencia o escasez de este tipo de hormonas, existe un método que nos ayudará a administrarlas en forma de gel o mediante la inyección. Los pacientes, por su parte, que presenten ciertos riesgos vasculares, es de vital importancia tratar determinados factores como el colesterol, la diabetes o el tabaco para evitar el hecho de que se desencadenen enfermedades graves como arterioesclerosis o infartos.

En caso, finalmente, de una disfunción de tipo arterial, podemos realizar un eco-doppler peneano en aras de determinar si es necesario emprender una microcirugía de revascularización peneana.

¿Cómo mejorar tu vida sexual?

Según informa la clínica EuroClinix la elección de un tratamiento efectivo y adecuado a su estado de salud puede poner fin a estos problemas de erección.

Líder en el servicio de salud integral al paciente con envío a domicilio, la clínica médica online EuroClinix posee una dilatada experiencia en el sector, lo que da cuenta de su profesionalidad y fiabilidad. Avalados por laboratorios de referencia como Lilly o Bayer y conocidos por una atención cercana con el paciente, en esta clínica especializada en la salud sexual, te acercan tratamientos médicos para afecciones como eyaculación precoz, anticoncepción, obesidad o dejar de fumar.

Además, te asesorarán para cualquier duda que tengas con respecto al colesterol elevado, la hipertensión , obesidad o diabetes.

 ¿Cómo mejorar tu vida sexual?

En el caso concreto de la impotencia, ya sea un problema transitorio o crónico, te acercan tratamientos de calidad donde podrás adquirir pastillas específicas para esta afección con receta médica, tal es el caso de Cialis, Viagra, Levitra o Spedra.

En el caso de la Viagra, has de recordar que sus efectos duran hasta 4 horas en el organismo, debiendo tomarse hasta una hora antes de mantener relaciones.

Por su parte, Levitra, fabricado por Bayer, es conveniente tomarlo unos 30 minutos antes de las relaciones, permaneciendo activo hasta 5 horas. Está indicado para pacientes con hipertensión o diabetes.

Con Spedra, por otro lado, podrás lograr erecciones firmes y duraderas, e igualmente, se recomienda su consumo media hora antes.

Finalmente, Cialis, conocida también como la píldora del fin de semana, es muy similar a la Viagra, con una duración de hasta 36 horas. Una vez se pasan los efectos del anterior, únicamente se puede tomar una pastilla.

vida sexual

Ha llegado el momento de que el placer vuelva a vuestras relaciones, y puedas disfrutar con toda la intensidad de tu pareja, demostrando todo el amor y cariño que le profesas cada nuevo amanecer.

¿Conocíais los servicios de EuroClinix?, ¿os han ayudado a resolver vuestros problemas sexuales?, ¿cómo fue vuestra experiencia?

Por:
Etiquetas:
Categorías: Sexualidad