>Blog de Salud y Belleza

Cómo tratar los abscesos dentales

Autor: Comentar
Comparte este artículo
 

Un absceso dental es una infección en un diente, la cual se ha extendido hasta la raíz, la infección se origina en la cámara de la pulpa o cámara interna del diente, donde se encuentran los vasos sanguíneos y los nervios, que son llamados en su totalidad pulpa.

Cómo tratar los abscesos dentales


En un abceso dental debido a que el diente ha perdido su capacidad para combatir las infecciones, las bacterias son capaces de invadir la cámara pulpar y multiplicarse, y propagarse desde la cámara de la pulpa hacia la parte inferior de la raíz en el hueso. 

Causas de un absceso dental

Existen muchas causas de un absceso dental, como una caries, que cuando es grande y profunda puede llegar a la cámara pulpar; pulpitis o inflamación de la pulpa generalmente irreversible -la pulpa no se recuperará- y puede dar lugar a un absceso ; pequeños traumatismos; tratamientos dentales y caries de los terceros molares o muelas del juicio.

Síntomas de un absceso dental

El absceso dental provoca que el diente se vuelva de color oscuro en comparación con el resto,  existe dolor palpitante, hinchazón, infección,  y presencia de pus; así como mal sabor y olor bucal.

Cómo tratar los abscesos dentales

Tratamiento de un absceso dental

El tratamiento adecuado de un absceso dental debe de comenzar con la limpieza adecuada de la infección, la cual se tratará con antibióticos orales y el correspondiente drenaje del diente y limpieza de las estructuras que le rodean.

Cuando la infección haya desaparecido y el diente puede ser restaurado, se realizará una limpieza de todo el espacio interior del diente y se sellará el espacio con un material específico, lo que protegerá al diente de futuras infecciones invasivas. Si el diente no puede ser restaurado, deberá de ser extraído.

En los niños que poseen dientes de leche, el tratamiento de un absceso dental depende de la extensión de la infección, si el diente tiene un absceso que se encuentra en las primeras etapas de la infección y no se mueve, habrá que eliminar la infección y limpiar bien la zona antes de proceder al relleno del diente.

Cómo tratar los abscesos dentales


Si la infección es avanzada y ha hecho que el diente se mueva, lo mejor es es eliminar el diente afectado, para evitar posibles daños en el diente que se desarrolla debajo.

Más importante que el tratamiento es la prevención del absceso dental, a través de buenos hábitos de cuidado dental en el hogar y las visitas regulares al dentista, que pueden evitar el desarrollo de un absceso dental.

Por otra parte, hay que tener en cuenta que el tiempo es un factor importante, cuando existe infección, porque cuanto más tiempo persista el problema, mayor probabilidad existe de que esta se propague y se convierta en un absceso;  por ello cuando existe infección, caries, fracturas o sensibilidad de un diente, se deben de tomar las medidas oportunas para solucionar el problema y evitar otros más graves, como un absceso dental.

Por:
Etiquetas: ,
Categorías: Tratamientos