>Blog de Salud y Belleza

Nuevos tratamientos para la diabetes

Autor: Comentar
Comparte este artículo
 

Una nueva generación de tratamientos para diabetes tipo 2 procede del propio organismo.  Existen cuatro posibles beneficios y peligros de cuatro terapias con base biológica, las cuales,  aprovechan la capacidad del organismo para  sanar y renovarse.

Nuevos tratamientos para la diabetes

Los medios han centrado su atención sobre el potencial de las células madre embrionarias para curar la diabetes tipo 1. La nueva generación de terapias se puede dividir en cuatro categorías generales:

células madre embrionarias
células madre procedentes de humanos adultos
– factores de crecimiento
– regeneración espontánea

Cualquier terapia celular, tanto si es con células madre como si no, debería ser:

– robusta, debe de proporcionar una alta fracción de células que den lugar a células beta de islote
– estable, que siga siendo una célula beta de islote y no se transforme en cáncer o en otro tipo de célula
– duradera, debe de mantener la producción de insulina durante largos períodos de tiempo
– funcional,  que lleve a la normalización de los niveles de azúcar en sangre

Las células madre embrionarias se obtienen a partir de huevos humanos fertilizados. Estas células tienen dos cualidades: se pueden dividir infinitamente y pueden cambiar para convertirse en una enorme variedad de tipos de células, como las células nerviosas, sanguíneas o pancreáticas.

La investigación con células madre adultas está más avanzada, son más estables que las células madre embrionarias, pero también presentan una serie de inconvenientes que deben superarse si se quieren utilizar como tratamiento eficaz de la diabetes.

Está demostrado que en la diabetes tipo 1 las células de islote son constantemente restituidas, incluso durante la vida del adulto, a partir de poblaciones de células madre adultas -del páncreas o  del bazo-y mediante la división celular de células beta ya existentes.

Se ha conseguido un avance importantísimo con células madre adultas procedentes del bazo, un órgano del que antes no se sabía que contenía células madre que podían fabricar islotes.

Imagen de: astridtoyo