>Blog de Salud y Belleza

Remedios caseros para el colon irritable

Autor: Comentar
Comparte este artículo
 

El síndrome del colon irritable es un trastorno común que afecta el intestino grueso, concretamente al colon y suele producir síntomas incómodos como calambres, dolor y distensión abdominal, gases, diarrea y estreñimiento, pero estos puede mejorar si se aprende a controlar esta condición. Hoy os proponemos algunos remedios caseros para el colon irritable.

colon irritable remedios caseros

Remedios naturales para tratar el colon irritable

Si padeces este tipo de afecciones, las siguientes pautas pueden proporcionar una dosis significativa de alivio gracias a los remedios naturales para tratar el colon irritable que os proponemos a continuación:

– Consume comidas pequeñas con más frecuencia en lugar de un par de comidas grandes al día, y mastica los alimentos adecuadamente, para evitar los gases.

– Aumenta el consumo de fibra soluble, que absorbe el líquido en los intestinos, ayudando a prevenir la diarrea, como los frijoles, avena y algunas frutas, como las manzanas, las fresas y pomelos.

– Puedes aumentar el consumo de fibra soluble en la dieta, tomando un suplemento diario de psyllium, que no tiene los efectos secundarios de los laxantes químicos y es seguro para tomar a largo plazo.

– Si padeces estreñimiento, consume fibra insoluble, que se encuentra en el trigo integral, salvado, cereales integrales y vegetales de hojas verde entre otros.

– Cuando tienes diarrea relacionada con el Síndrome de intestino irritable comer yogur natural, que tiene bacterias activas o toma suplementos de acidophilus.

– Bebe por lo menos de seis a ocho vasos de agua al día para que la fibra se mueva suavemente a través de tu intestino.

colon irritable

– Debes de reducir al mínimo los alimentos fritos, carnes, aceites, margarinas, productos lácteos enteros y cualquier alimento graso, ya que pueden producir diarrea y dolor abdominal.

Evita los alimentos que causan flatulencia, así como las crucíferas, col, coles de Bruselas, coliflor y brócoli.

Evita los alimentos picantes, porque producen espasmos del intestino, y pueden causar diarrea.

Reduce el consumo de cafeína, ya que irrita los intestinos y agravar la condición de intestino irritable.

Evita igualmente los edulcorantes artificiales, como el sorbitol y el manitol, que son muy difíciles de digerir y producen gases y diarrea.

– Son de gran ayuda algunas plantas medicinales, como el jengibre que alivia los problema digestivos, incluido el intestino irritable, del cual puedes bebe varias tazas al día o la menta, que puedes tomar una o dos tazas al día. Te ayudará a reducir los espasmos, relajar los intestinos y aliviar el dolor producido por los gases.

Deja de fumar, porque la nicotina contribuye a la aparición de los brotes.

– El estrés es uno de los factores que puede desencadenar un ataque de intestino irritable, por ello debes de aprender a controlarlo por medio de técnicas como el yoga o ejercicios de respiración, que pueden ayudar a calmar el estrés y la ansiedad.

– Realiza ejercicio físico, al menos 30 minutos diarios y te puede ayudar a aliviar el estrés y a mantener el sistema digestivo sin problemas.

Por:
Etiquetas: ,
Categorías: Tratamientos