>Blog de Salud y Belleza

Cómo combatir la ansiedad. Tratamiento y consejos

Autor: 1
Comparte este artículo
 

La ansiedad es un mecanismo natural que está presente siempre en nuestras vidas. Ya sea por un examen, la primera cita, por un reencuentro o un viaje, es normal que el cuerpo reaccione con un cierto grado de ansiedad ante una situación nueva, que puede ser positiva o negativa. La ansiedad en estos casos nos ayuda a enfrentarnos a estas situaciones novedosas de una forma más eficaz.

ansiedad-imagen

Sin embargo, en algunas situaciones y personas, la ansiedad sobrepasa un límite normal y se convierte en un verdadero problema. La persona que la padece se da cuenta que ya es no un episodio temporal, sino que se convierte en un estado general de preocupación, de sufrimiento, de que ya no controla su vida. En estos casos estamos hablando de una respuesta patológica que acarrea una serie de experiencias que pueden llegar a ser muy desagradables.

Cuando la ansiedad se hace generalizada puede llegar a condicionar bastante la vida de las personas, que caen en la desesperación al no saber qué les pasa. Además, según la ansiedad se apodera de esta persona, aparecen una enorme lista de síntomas, que pueden variar en su intensidad y número según el grado de ansiedad que se padezca: taquicardias, miedo constante a que le suceda algo o a morir, temblores en las extremidades, punzadas y calambres por todo el cuerpo, malestar general, transpiración, dolores y rigidez muscular, insomnio, sensación de pérdida de control, dificultad para concentrarse, trastornos digestivos de muy diverso tipo…

ansiedad

Todos estos síntomas agravan aún más la ansiedad, de ahí que sea fundamental ponerse en manos de un médico especialista, que nos explicará lo que nos está pasando y establecerá un tratamiento que nos hará sentirnos mucho mejor.

Estos síntomas aparecen durante todo el día y se prolongan en el tiempo; es lo que llamamos ansiedad generalizada. En cambio, en otras personas el nivel de ansiedad se muestra en niveles normales pero se intensifica en momentos puntuales, con la con la aparición de toda la serie de síntomas que hemos señalado anteriormente. Es lo que se conoce como Trastorno de pánico.

El tratamiento de la ansiedad se asienta en dos pilares: ansiolíticos y tratamiento psicoterapeútico. Por lo general, es un problema que responde muy bien al tratamiento, sobre todo si es precoz y se combina el tratamiento psicoterapéutico con el farmacológico.

ansiedad-ejercicio

Además, es importante que la persona que sufra de ansiedad siga una serie de consejos que le van a ser de gran ayuda para combatirla:

Realizar ejercicio físico nos ayudará a controlar la ansiedad, descargar tensiones y estirar los músculos. Además, te ayudará a descansar mejor por la noche.

– El descanso es fundamental, de ahí que sea importante dormir 7-8 horas cada día y respetar los horarios. Del mismo modo, evita los estimulantes, ya que puedan alterar tu sueño.

– Llevar una dieta variada y equilibrada, con abundantes alimentos frescos y fibra, y reduciendo el consumo de alimentos ricos en grasas y azúcares.

Habla con otras personas, no te metas en tu mundo. Tu pareja, la familia y los amigos te ayudarán a sentirte mejor.

Aprende a relajarte. Cuando se sufre ansiedad, los músculos se tensionan, lo que provoca contracturas que agravan la situación.

– Es importante aprender técnicas de respiración diafragmática. De este modo, estarás ayudando a ventilar los pulmones y a oxigenar la sangre, por lo que muchos de tus calambres, punzadas y dolores musculares desaparecerán.

Por:
Etiquetas:
Categorías: Destacados, Featured, Psiquiatría


  • avatar
    newshub.es/Salud/

    muy interesante